Disculpa, porque pádel?

//Disculpa, porque pádel?

Disculpa, porque pádel?

El pádel fue inventado en Acapulco, México, por Enrique Corcuera hacia 1962. En la actualidad, es uno de los deportes más practicado en España. Y la causa es clara, simple y fácil: se puede practicar sin mucho esfuerzo y sus beneficios son ilimitados.

1. Es divertido

El pádel tiene algo inexplicable, causa sensación desde el primer instante, incluso desde que tienes una pala en la mano y una pelota esperándote. No es un deporte más que alguien vio en televisión y quiso hacer, es una curiosidad perpetua que implica disciplina y sobre todo diversión.

Con el pádel, aunque no sepas cómo, te puedes divertir prácticamente desde tu primer partido.

2. Mejora las relaciones sociales

Solo se necesitan a 4 personas para disputar un partido de pádel. Por otro lado, no dejas de estar con gente, reírte y pasar un buen rato. Además, te permite conocer personas con tus mismas aficiones y genera nuevas amistades.

Un juego muy cambiante, en el que no todo está dicho hasta

que llega el último punto.

3. Apto para todas las edades

Como no requiere una habilidad muy desarrollada, ni un esfuerzo considerable, ni un desgaste físico desproporcionado, el pádel es un deporte que se puede practicar a cualquier edad, desde los niños que empiezan con 3 añitos hasta las personas mayores.

4. Agiliza la mente

Es un deporte de concentración en el que el aspecto psicológico es muy importante. Si no estás perfectamente metido dentro del partido, no sólo perderás, sino que no disfrutarás con el juego. Este ejercicio de concentración, ayuda a mantenerla en otros aspectos de tu vida, haciendo que tu mente esté activa.

5. Elimina el estrés

Tras una jornada laboral llena de tensiones, presiones de los jefes, angustia por conseguir los objetivos profesionales, preocupaciones de todo tipo y ansiedad por las nubes, el pádel te ayuda a olvidarlo todo, concentrarte en el juego, relajarte y obtener el estado perfecto para poder dormir sin preocupaciones.

6. Tonifica los músculos

Como todos los deportes, aparte de ayudar a perder peso, dada la quema de calorías, permite tonificar los músculos de brazos y piernas.

7. Previene los problemas cardíacos

Como ejercicio aeróbico que es, mejora tu sistema cardiovascular y reduce el riesgo de padecer alguna enfermedad, ya que es un deporte donde conseguimos subir nuestras pulsaciones de forma muy rápida. Jugar al pádel te ayudará a mantenerte en forma, y al ser un ejercicio tan completo, es ideal para practicarlo de forma regular.  El pádel también ayuda a tener una visión más positiva de la vida al generar endorfinas en tu cuerpo.

8. Desarrolla la psicomotricidad

Lo más importante en el pádel, son los desplazamientos cortos en cualquier dirección y la coordinación, habilidad y fuerza justa para golpear la pelota con la raqueta. Por otro lado, hay que ser previsor y leer la jugada antes de que te llegue la bola, o incluso antes de que el contrincante la golpee. Todos estos movimientos y ejercicios favorecen el desarrollo de la psicomotricidad.

9. Mejora los reflejos

Con este deporte, obtendrás una serie de beneficios de cara a otras actividades de tu vida cotidiana. En la pista hay que moverse rápidamente: cambiar de dirección, estar muy atentos a los movimientos de los contrincantes y reaccionar en cuestión de centésimas de segundo a sus golpes. La pelota se mueve muy rápido en la pista y debemos estar al tanto.

10. Riesgo muy bajo de lesión

Esto es gracias a que se trabaja todo el cuerpo a la vez y los desplazamientos son controlados, aunque ojo, esto no quiere decir que sea imposible lesionarse. Para evitarlos, es conveniente calentar y estirar bien antes de practicar pádel, y sobre todo, después.

Por | 2018-08-08T22:19:14+00:00 agosto 8th, 2018|Sin categoría|0 Comentarios